Dom Jul 21, 2024
21 julio, 2024

Solidaridad con Ilan Pappé

El lunes pasado, el historiador israelí Ilan Pappé (actualmente radicado en Gran Bretaña) fue detenido por el FBI en el aeropuerto de Detroit (EE.UU.). Los agentes lo interrogaron por dos horas y luego lo liberaron[1].

Por Alejandro Iturbe

Pappé nació en Haifa (actual Estado de Israel), en 1954, en una familia de inmigrantes judíos alemanes. Luego de terminar sus estudios, fue designado Profesor de Ciencias Políticas en la Universidad de Haifa. Allí comenzó un intenso trabajo de historiador, sobre la historia del territorio palestino, del pueblo judío, del sionismo, y de la creación del Estado de Israel.

Expuso el resultado de sus investigaciones en numerosos libros como The Ethnic Cleansing of Palestine, The Modern Middle East, A History of Modern Palestine: One Land, Two Peoples, and Ten Myths about Israel que lograron difusión internacional.

Las conclusiones de Pappé eran muy incómodas para el sionismo. Por un lado, refutaban sus mitos sobre la historia del pueblo judío, por otro lado, esencialmente, porque decía con total claridad que Israel era un Estado creado artificialmente sobre la base de la violenta expulsión de parte importante del pueblo palestino de su territorio histórico (a través de la nakba), y de la persecución y represión de quienes permanecieron allí.

Así, concluyó que los palestinos expulsados de sus tierras tenían el derecho de retornar a su patria, unirse a quienes permanecieron allí, y que no habría ninguna solución posible mientras subsistiese el actual Estado sionista de Israel. Desarrolló su propuesta para un futuro Estado palestino en un reciente libro que escribió junto con el profesor e historiador palestino Ramzy Baroud[2].

Consecuente con sus ideas y convicciones, Pappé comenzó a desarrollar un combate en el terreno de las ideas contra el sionismo y a expresar su solidaridad con la lucha del pueblo palestino. Se transformó así en el principal exponente de una pequeña minoría de judíos israelíes antisionistas.

En castigo, en 2007 fue destituido de su cargo de profesor en la Universidad de Haifa y, de hecho, obligado a abandonar Israel. Emigró a Gran Bretaña y, desde 2008, es Profesor de Historia en la Universidad de Exeter. Desde allí, continuó la difusión de sus trabajos y realizó viajes a varios países para dar conferencias, incluso EE.UU.[3]

En 2017, viajó a Brasil para la presentación de la edición en portugués de su libro A Limpeza Étnica da Palestina realizado por la Editora Sundermann[4]. En el marco de las varias actividades que se realizaron en San Pablo, militantes de la LIT-CI y el PSTU brasileño (como la activista palestino-brasileña Sorayah Misleh) tuvimos la oportunidad de compartir algunas charlas con él. En ellas, además de los muchos acuerdos que tenemos con sus posiciones, conocimos a un ser humano muy amable y de profundas convicciones.

Al difundir y denunciar por varias redes su detención, Pappé dijo que era una “reacción de puro pánico y desesperación ante el hecho de que Israel se convierta muy pronto en un Estado paria, con todas las implicaciones de tal estatus”.

La ocupación con métodos genocidas de la Franja de Gaza por parte del ejército israelí ha mostrado al mundo, de modo clarísimo, la esencia del Estado de Israel y la continuidad de la Nakba palestina. Esta nueva agresión generó una fuerte oleada de grandes movilizaciones en todo el mundo, repudiando al sionismo y en solidaridad y apoyo al pueblo palestino.

Como parte de ese proceso, miles de jóvenes estudiantes de países imperialistas que apoyan “incondicionalmente” a Israel (como EE.UU., Francia y Gran Bretaña) tomaron varios centros universitarios y establecieron campamentos en repudio a la política de sus gobiernos[5].

Ante ello, el gobierno “demócrata” de Joe Biden dio una respuesta represiva. Por un lado, reprimió a los estudiantes (tal como ocurría con el gobierno de Nixon en las épocas de las protestas contra la guerra de Vietnam)[6]. Por el otro, presentó en el Congreso una ley que establece que todo repudio público a Israel será considerado “antisemitismo” y, por lo tanto, un delito. El gobierno de Biden hace así suya la falacia de los sionistas de que toda y cualquier crítica a Israel y sus acciones es igual al antisemitismo de cuando el pueblo judío era perseguido en Europa[7].

La detención de Ilan Pappé en Detroit es parte de este giro represivo del gobierno Biden. Desde la LIT-CI, repudiamos este hecho y expresamos nuestra más profunda solidaridad con él.


[1] Questioned by FBI – Renowned Historian Ilan Pappé Detained in Detroit – Palestine Chronicle

[2] ‘Our Vision for Liberation’ with Ilan Pappé & Ramzy Baroud – Politics For The People 

[3] Ilan Pappé : Hay un Estado apartheid que se llama Israel. (youtube.com)

[4] Ilan Pappé en Brasil – Liga Internacional de los Trabajadores (litci.org)

[5] https://litci.org/es/los-estudiantes-se-manifiestan-en-defensa-de-palestina/

[6] https://elpais.com/internacional/2024-05-02/la-policia-arresta-a-decenas-de-estudiantes-propalestinos-acampados-en-la-universidad-de-los-angeles.html

[7] Sionismo no es sinónimo de judaísmo – Liga Internacional de los Trabajadores (litci.org)

Más contenido relacionado:

Artículos más leídos: