Vie Jun 14, 2024
14 junio, 2024

Estados Unidos: ¡Histórico! Los trabajadores de las tres mayores montadoras de automóviles entran en huelga en EE.UU.

Son casi 13.000 trabajadores con los brazos cruzados.

Por: CSP-Conlutas

2023 es un año histórico para los trabajadores y trabajadoras de Estados Unidos. La ola de huelgas, que ya es la mayor en 50 años, se reforzó este viernes (15). Organizados por la UAW (United Auto Workers), los empleados de GM, Ford y Stellantis lanzaron una huelga unificada en defensa de los derechos y por mejores salarios.

Esta es la primera vez en los 88 años de historia de la UAW, que representa a los obreros de montadoras de automóviles, que una huelga afecta simultáneamente a los tres principales fabricantes de automóviles del país. Juntos fabrican más de la mitad de los 15 millones de vehículos vendidos anualmente.

Hoy hay casi 13.000 trabajadores parados que dejarán de fabricar 24.000 automóviles por semana. No obstante, el plan es que la movilización crezca en los próximos días y afecte a los 150.000 trabajadores de montadoras, convirtiéndose en una huelga general del sector.

El movimiento metalúrgico va este año al encuentro del espíritu de la clase trabajadora estadounidense. En agosto, Estados Unidos ya había vivido 900 huelgas. Entre ellas, se destacan la mayor huelga de la historia del servicio postal norteamericano y la huelga de la industria del entretenimiento en Hollywood a la que se sumaron 175.000 profesionales.

Reclamos

Sufriendo pérdidas salariales desde la crisis económica de 2008, los trabajadores de las automotrices exigen un reajuste del46% y que los aumentos se correspondan con los de los directores ejecutivos de las empresas. Hasta la fecha, Ford y GM ofrecen un aumento de 20% durante la vigencia del contrato, y Stellantis ofrece un aumento de 17,5%.

También hay un reclamo por el retorno de los planes tradicionales de pago de pago de pensiones y atención médica para jubilados, para todos los miembros de la UAW. Aquellos contratados antes de 2007 todavía tienen estos beneficios, pero la mayoría de los que ganan por hora no los tiene. También se exigen ajustes por costo de vida para proteger a los trabajadores de la inflación.

Entre las demandas se encuentran: eliminación de las dos fajas salariales y beneficios para los nuevos contratados, autorización de huelgas en cierres de fábricas, semana laboral de 32 horas retribuidas como 40 horas, plan de salud de pensiones y jubilación para todos los trabajadores y condiciones generales de contratación en joint ventures [empresas conjuntas] de vehículos eléctricos.

Momento histórico

Los marcos históricos alcanzados este año en la lucha de los trabajadores en Estados Unidos apuntan a la culminación del resurgimiento del sindicalismo. Las señales ya se pudieron notar en 2022, cuando se registró un aumento de 50% de trabajadores involucrados en huelgas, respecto de 2021.

Las huelgas también mostraron la verdadera cara del gobierno de Joe Biden, que a pesar de declararse “pro-trabajadores” apeló al Congreso, en diciembre del año pasado, para desmontar una huelga de 155.000 trabajadores del transporte ferroviario.

Desde la pandemia es evidente el empeoramiento de la calidad de vida y de los contratos laborales, así como la desigualdad. En el caso de las montadoras-ensambladoras, el lucro obtenido por las tres grandes empresas en huelga fue de 21.000 millones de dólares, sólo en los primeros meses del año. Esto impide cualquier justificación de falta de recursos.

¡Todo el apoyo!

La CSP-Conlutas expresó su apoyo a los huelguistas en un vídeo y lo envió a un sector de la UAW. La publicación en X (antes Twitter) rápidamente se volvió viral. Ya son 64.000 visualizaciones. En la grabación, Luís Carlos Prates, Mancha, miembro de la Ejecutiva Nacional de nuestra Central, mostró solidaridad.

Toda nuestra solidaridad a los trabajadores de las automotrices de Estados Unidos que actualmente están en proceso de negociación colectiva”, dice Mancha. «Las grandes empresas y los jefes están ganando mucho dinero durante este período mientras los empleados tienen sus salarios congelados«.

Ellos imponen condiciones salariales rebajadas y niveles salariales dobles [diferenciados]. Esto debe llegar a su fin y es por eso que nos solidarizamos con los trabajadores y la UAW. La CSP-Conlutas hará todo lo posible para que ustedes salgan victoriosos. Esta es una lucha que interesa a todos los trabajadores del mundo y puede ser un punto de inflexión en la ola de quite de derechos y conquistas ”, concluye.

Artículo publicado en www.pstu.org.br, 15/9/2023.-

Traducción: Natalia Estrada.

Más contenido relacionado:

Artículos más leídos: