El inicio de año, lejos de traer alivio a la trágica situación de la clase trabajadora, agrava el panorama con más de 60.000 muertos producto de la pandemia de coronavirus, el aumento considerable del desempleo y los despidos de trabajadores, del cierre de empresas y la violación de los derechos laborales, del aumento de los asesinatos de luchadores sociales, sin que el gobierno de Iván Duque mueva un solo dedo para detener esta masacre, del aumento descarado de los casos de corrupción donde no escatiman en robarse de las arcas del estado hasta los más mínimos recursos que se suponen son para proteger la vida y la salud de la población. Mientras tanto, este gobierno criminal sigue con su política de hacer felices a los dueños del capital financiero y los grandes empresarios que han visto incrementar sus fortunas, mientras que a los millones de trabajadores y pobres del país lo único se nos ha incrementado es la miseria. Por si las cosas no estuvieran ya bastante mal, ahora el gobierno anuncia una tercera reforma tributaria que busca aumentar más los impuestos a los sectores más pobres mientras se los disminuye a los ricos.

Declaración del Comité Ejecutivo del PST Colombia, 18/2/2021.-

El Gobierno se ha negado a solucionar los mínimos problemas planteados en el pliego nacional y para rematar mientras los trabajadores de la salud ponen los muertos, el gobierno continúa insistiendo en hacer una reforma que afiance el negocio de los mercaderes de la salud.

No cesa la violencia y el despojo, masacres, asesinatos y asedio constante de comunidades se vive en el Cauca, el Catatumbo y la región pacífica, mientras que la respuesta del Gobierno es mayor militarización y negación de las cifras reales del desangre. En las ciudades la represión a la juventud, los informales y los desalojos de comunidades vulnerables, agudizan la ya dramática situación de las masas empobrecidas, que a duras penas resisten los rigores de los cierres y cuarentenas sin garantías.

Entre tanto, desde todas las orillas nos prometen un futuro mejor que supuestamente se construirá votando en 2022, pero la realidad es que en el marco del mismo sistema será difícil que incluso las promesas más radicales se cumplan, y que la gente no aguanta más aplazamiento de sus necesidades más sentidas. El pliego de 104 puntos fue abandonado en aras de un pliego de Emergencia, necesario pero insuficiente, que ya también fue olvidado detrás de nuevas promesas.

Luego de la gran jornada de paro Nacional del 21 de noviembre de 2019, los trabajadores y los pobres no hemos dejado de luchar, pero hemos dejado de hacerlo coordinada y unificadamente. Desde el Partido Socialista de los Trabajadores hacemos un llamado a la unidad de los trabajadores del campo y la ciudad, a la juventud, a los indígenas y los estudiantes, a las comunidades negras y demás sectores oprimidos a unificarnos en un plan de lucha que nos permita derrotar este gobierno criminal. En ese sentido es necesario que desde las centrales obreras, las organizaciones populares y los partidos que dicen defender a los trabajadores y los pobres, se convoque un nuevo ENCUENTRO NACIONAL DEMOCRÁTICO Y UNITARIO, para organizar la resistencia y la lucha por derrotar este gobierno criminal.

Por eso, nos unimos a quienes ya han dicho que se hace necesario organizar unitariamente este encuentro, donde participen todos los sectores de los trabajadores y los pobres, no se necesita un evento de sectores que se proclame de todos, sino que realmente aglutine, que sea encabezado por los sectores en conflicto, que vote la necesidad de realizar un verdadero paro de la producción y que este no se levante hasta que no sean resueltas las necesidades más sentidas de los trabajadores, la vacunación gratuita a toda la población, la renta básica mensual de emergencia, el salario que cubra lo que hoy cuenta la canasta familiar, y el cese inmediato de los pagos la fraudulenta deuda externa, que llena los bolsillos de los agiotistas del capital financiero internacional mientras el pueblo se muere de hambre.

¡Abajo el Gobierno Criminal de Duque!

¡Vacunas ya Para todos y Todas!

¡NO pagar la deuda externa para que la crisis la paguen los ricos!