Sáb Jul 13, 2024
13 julio, 2024

Portugal | ¿Antirracismo al estilo PCP es antirracismo?

Nos detuvimos en el análisis histórico relativo al tema de los “Descubrimientos” socializada por “El Militante” y no pudimos dejar de reflexionar sobre las consecuencias del razonamiento y las conclusiones que resultan de tal análisis.

Por: António Tonga

Es difícil para nosotros que un partido de un país con el pasado y el legado colonial imperialista de Portugal se asuma como patriótico de izquierda, y, más allá de todo, ¡intente sumar a eso ser antirracista!

Pero, dirán ellos: ¡Portugal hizo la revolución! Y decimos nosotros: ¡la Revolución fue derrotada!

¡¿Derrotada?! El doble poder de las comisiones de trabajadores, de las ocupaciones agrarias, de la movilización permanente de la clase explotada fue sustituido por los gobiernos de la democracia del PS-PSD, del FMI, del Euro y de la Unión Europea. Pero, ¡¿qué tiene que ver eso con el antirracismo?!

Tal vez podríamos allí haber conquistado más derechos para los negros y negras en Portugal. Tampoco las libertades democráticas conquistadas por la revolución discutieron a fondo el papel colonialista portugués y sus ideologías racistas. La identidad portuguesa continúa glorificando los descubrimientos y el Imperio; luego, el patriotismo que subsiste en un Portugal que no se enfrenta con la subalternización que ha significado la UE es un patriotismo chovinista.

En esos marcos, el patriotismo significa alianza pueblo-patrones, receta para, en los países imperialistas y/o ex colonialistas, impedir la toma de conciencia sobre quién destruye nuestros empleos, quién recurre a la inflación para enfrentar las crisis, dejándonos a nosotros, negros, una factura aún más dura que para el conjunto de la clase.

En un país como Portugal, ser antirracista es llevar a la clase trabajadora portuguesa blanca a la necesidad de romper con el racismo secular impregnado en la identidad portuguesa para que esta rompa con las ideas de la clase dominante, que las usa para dividirnos. Nuestro principio es otro, ¡es el de unidad de nuestra clase contra las ideologías que la dividen!

No es posible ver la realidad de la explotación y desvalorizar el peso de la opresión racista, o machista, o LGBTI, o nacional, en la lucha de clases. Es no considerar que en la realidad general de la clase, pero también en la realidad de los sectores oprimidos, la tarea de la lucha conjunta sin el combate a las opresiones es un espejismo, asunto para los días de fiesta o propagandismo estéril.

¿Cómo puede el PCP resolver los problemas de la clase trabajadora si no se ve cuán profundamente la opresión la dividió? ¿Es que la lucha contra esa desigualdad no es condición importante en la lucha contra el capital? ¿O entablamos la lucha contra el capital solo con los nacionales y los patriotas blancos?

Rechazamos esa lógica, no esperamos que la revolución surja si la clase, en toda su diversidad, no fuera dirigente de la lucha contra el capital, pero también de su lucha contra las opresiones.

Por eso tenemos que ver cómo la explotación capitalista utiliza la opresión, recordando que la solución de fondo es la destrucción del sistema, pero también que esa destrucción difícilmente vendrá si no luchamos contra las ideologías que unen a explotados con sus explotadores contra explotados; ¡eso también es lucha de clases, carísimos!

“No vale la pena negar la existencia de racismo, hace mucho el PCP lo denuncia, pero no quiere decir que se pueda afirmar que Portugal es un país racista”. Cualquier semejanza con el discurso del Chega, no es mera coincidencia. El patriotismo de izquierda no apoyó y continúa sin apoyar:

  • ¡Nacionalidad para todos(as) nacidos en territorio portugués!
  • Recolección de datos étnicos-raciales.
  • Reparaciones históricas a los países africanos y a las poblaciones afrodescendientes (perdón de las deudas externas, cuotas raciales en la enseñanza, en la función pública, etc.).
  • Avenida Ator Bruno Candé Marques, en memoria del actor negro asesinado en 2020.

Artículo publicado en https://emluta.net, 9/6/2022.-
Traducción: Natalia Estrada.

Más contenido relacionado:

Artículos más leídos: