Mié May 29, 2024
29 mayo, 2024

Manifiesto del 1° de Mayo

Por Liga Internacional de los Trabajadores (Cuarta Internacional)

La clase trabajadora enfrenta importantes desafíos en todo el mundo. Guerras imperialistas, desempleo y carestía, ataques neoliberales a los derechos laborales, a la salud y la educación, opresión sexista, racista, LGBTfóbica y xenófoba, además de la destrucción del medio ambiente.

Llamamos la atención sobre el genocidio en curso en Palestina. Además de los miles de palestinos asesinados o heridos en Gaza (en su mayoría mujeres y niños), y de las casas, escuelas y hospitales destruidos, hay pogromos realizados por el ejército israelí y por los colonos sionistas contra palestinos en Cisjordania, con cientos de muertos y miles de prisioneros.

Este genocidio es llevado a cabo por el Estado de Israel con el apoyo político y militar del imperialismo estadounidense y europeo. El imperialismo ruso mantiene acuerdos con Israel, incluido uno que le permite atacar territorio sirio cada semana sin ninguna oposición de las bases militares rusas en el país.

El imperialismo chino mantiene todos los acuerdos comerciales y diplomáticos con Israel y sigue presionando para que se ponga fin al bloqueo del tráfico marítimo en el mar Rojo efectuado por los hutíes yemeníes, que son la única fuerza árabe que hace una solidaridad efectiva con los palestinos.

En la región, los regímenes de Egipto, Jordania y Arabia Saudita colaboraron directamente con el imperialismo estadounidense, del mismo modo que la Autoridad Nacional Palestina, encabezada por Mahmoud Abbas, mantiene una cooperación en materia de seguridad con el Estado de Israel.

Las principales fuerzas del llamado eje de resistencia, el régimen iraní y el Hezbollah libanés, han declarado su apoyo a los palestinos, pero sus líderes, el ayatolá Jamenei y Hassan Nasrallah, han afirmado que no promoverán ataques militares efectivos contra Israel en solidaridad con los palestinos. Sólo responderán si sus países, Irán y/o Líbano, son atacados por Israel, como ya ha ocurrido. Es necesario exigir que Irán, el Líbano y los demás países árabes declaren inmediatamente la guerra a Israel.

La lucha por poner fin al genocidio en Gaza y por una Palestina libre, del río al mar, pasa necesariamente por el fin del Estado de Israel. La llamada solución de dos Estados, es decir, un mini-estado palestino junto a Israel, legitimará las políticas de limpieza étnica contra el pueblo palestino y mantendrá sus políticas racistas y colonialistas. Defendemos una Palestina laica y democrática, del río al mar, en la que el pueblo palestino podrá vivir en libertad con todos aquellos que acepten vivir en paz con los palestinos.

La liberación de Palestina pasa por una nueva Intifada en todo su territorio, por una nueva ola de revoluciones árabes que derroquen sus regímenes dictatoriales, y por la solidaridad internacional de la clase trabajadora y de la juventud en todo el mundo, incluida la importante participación de judíos antisionistas.

Queremos expresar nuestro apoyo a las manifestaciones de la juventud en Estados Unidos que abren la posibilidad de revivir las grandes movilizaciones contra la guerra de Vietnam en el pasado, que ayudaron a la derrota del imperialismo yanqui. Ya se están produciendo movilizaciones de la juventud en Francia, el Estado español, Canadá y Australia. Es un estímulo para que la juventud de todo el mundo asuma un papel semejante al lado de la resistencia palestina.

En este sentido, llamamos particularmente a la clase trabajadora y a la juventud de los países árabes a organizarse independientemente de sus regímenes para impulsar la solidaridad con los palestinos, como es el caso en Jordania a través de grandes movilizaciones frente a la embajada de Israel.

El imperialismo ruso critica el papel del imperialismo norteamericano en el genocidio israelí en Palestina. Pero además de mantener sus acuerdos con Israel, invadió Ucrania para imponer sus intereses económicos y políticos. Queremos expresar nuestro apoyo a la resistencia obrera ucraniana en la guerra de liberación nacional contra la invasión y la ocupación del imperialismo ruso.

Luchar contra el imperialismo ruso, sin que ello implique apoyo alguno al gobierno neoliberal de Zelensky ni a la OTAN o al hipócrita imperialismo occidental.

La gigantesca movilización de estudiantes y docentes en Argentina contra el gobierno ultraderechista de Milei muestra un camino de enfrentamiento de masas contra los gobiernos ultraderechistas en todo el mundo y que aplican planes durísimos contra trabajadores y jóvenes. Es importante recordar que gobiernos de conciliación de clases como los de Lula, Boric y Petro también aplican planes neoliberales contra las masas. En este momento, los empleados públicos federales están en huelga contra el ajuste fiscal de Lula.

Es fundamental unificar las luchas de los trabajadores con todas las luchas contra las opresiones contra las mujeres, los negros, los LGBTQI, los indígenas. Hay señales de barbarie creciente en las opresiones en todo el mundo, pero la resistencia contra ellas también crece significativamente.

El capitalismo amenaza a la humanidad al destruir no sólo las condiciones de vida de los trabajadores y de la juventud, sino también el medio ambiente. El calentamiento global superó a principios de este año los 1,5 grados, el más alto de la historia, superando los límites anunciados por los institutos de defensa ambiental. Esto muestra la hipocresía de los gobiernos imperialistas de todo el mundo en los “acuerdos globales” que no cambian nada y solo intentan mostrar una salida para el medio ambiente por dentro del capitalismo. Eso no sucederá. Sólo una revolución socialista puede salvar a los trabajadores del hambre y la miseria. Sólo una revolución socialista puede salvar al planeta de la barbarie ambiental.

Estamos seguros de que cada victoria de la resistencia palestina y ucraniana, y de las luchas obreras y democráticas en todo el mundo, abrirá el camino al fin del capitalismo y para la construcción de países socialistas basados ​​en la democracia obrera, sin parecido alguno con las dictaduras capitalistas que existen en Rusia, China, Corea del Norte, Venezuela, Cuba y Nicaragua.

¡Viva el Primero de Mayo!

¡Victoria para la resistencia palestina y ucraniana!

¡Proletarios de todos los países, uníos!

Liga Internacional de los Trabajadores – Cuarta Internacional

Más contenido relacionado:

Artículos más leídos: