Compartir

El día de ayer, alrededor del mediodía, el personal de confianza de Coca Cola Matamoros, irrumpió de manera violenta en la empresa, violentando el estado de huelga, lidereados por Hugo Rodríguez, gerente de planta, ex regidor panista y amigo personal del gobernador del Estado de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca.

El saldo fue de seis personas lesionadas, una de ellas esposa de un trabajador huelguista, golpeada directa y brutalmente por Hugo Rodríguez.

Los directivos iban acompañados de todo el personal de confianza y trabajadores a los que desde el estallamiento de la huelga les pagan el salario íntegro con la condición de no apoyar la huelga por aumento salarial.

Destruyeron por completo el campamento de huelga, abrieron los portones eléctricos y prensaron a un trabajador con el mismo. Rompieron las banderas rojinegras y se metieron a la empresa alrededor de 20 personas, entre ellas, Hugo Rodríguez.

La mujer golpeada por el gerente y el resto de los lesionados levantaron sus denuncias ante la Procuraduría General del Estado, quien pese a la flagrancia de la comisión de los ilícitos, se negó a ordenar el arresto de los delicuentes, quienes permanecieron en el interior de la empresa y hoy, que quisieron salir, requirieron al gobernador la presencia de la Policía Estatal, quienes, atendiendo a su mandato, fueron a garantizar la salida del gerente y sus empleados de confianza, cargados de maletas cuyo contenido se desconoce.

Se preveé que ante el influyentismo político y económico de Coca Cola, a partir del lunes se ejerza mayor violencia contra los trabajadores huelguistas, que ante las resoluciones judiciales tienen interpuestos dos juicios de amparo contra el desechamiento de la huelga por las autoridades federales laborales, que se encuentran pendientes de resolver.

Lea también  Cobertura: 1º de Mayo en México

Por ello, nos atrevemos a denunciar los hechos y a llamar a la solidaridad nacional e internacional, para salvaguardar los intereses de los huelguistas y su seguridad, porque el de la empresa Coca Cola lo resguarda el gobernador del Estado y sus fuerzas policiales y los líderes sindicales CETEMISTAS.

Hay flagrancia de delito, pero la Coca Cola está protegida por el gobernador García Cabeza de Vaca. Su forma de ayudar a la empresa fue garantizarles la NO INTERVENCIÓN, aún ante hechos delictivos, como los que cometieron sus directivos y personal de confianza.

Por ello, responsabilizamos al gobernador de la seguridad e integridad física de los obreros que de encuentran protegiendo el estado de huelga hasta en tanto se resuelva el amparo en trámite.

Es urgente compartir ésta relatoría de hechos y mantenerse con los ojos puestos en Matamoros.

¡Ni una sola lucha aislada!

¡Por la dignidad de la clase obrera yel respeto al derecho de huelga!

Movimiento obrero Matamorense