Compartir

El pasado miércoles 27 de mayo el presidente Nayib Bukele, sostuvo una reunión con supuestos representantes de los trabajadores salvadoreños, esta reunión se convirtió en un respaldo incondicional a la gestión del gobierno, con esta acción el gobierno pretende contener el descontento en la clase trabajadora que seguramente se generará post pandemia, por el ya anunciado y acordado ajuste fiscal pactado con los organismos financieros internacionales, es por esto que como Confederación Nacional de Trabajadores Salvadoreños, no nos sentimos representados por estas personas, ni mucho menos nos consideramos correa de transmisión del gobierno de turno, a continuación presentamos nuestra posición Clasista e Independiente:

La Confederación Nacional de Trabajadores Salvadoreños-CNTS, afiliada internacionalmente a la Alternativa Democrática Sindical de las Américas-ADS a la opinión pública nacional e internacional, y en particular a la Clase Trabajadora Salvadoreña EXPONEMOS:

  1. Que siempre hemos valorado como un pilar fundamental del funcionamiento de la sociedad el Dialogo Social para la búsqueda de soluciones a los principales problemas del país, para que éste funcione es necesario el tripartismo, que de forma sencilla es el mecanismo de participación de las tres partes principales de una sociedad: Gobierno, Empresarios y Trabajadores, la representación en el caso trabajadores deberá ser ejercida por las organizaciones legalmente más representativas, éstas son las Confederaciones Sindicales que aglutinen a mayor número de trabajadores organizados en sus sindicatos integrantes.
  1. En ese sentido creemos que es importante que la parte gubernamental se reúna con los trabajadores, sin embargo, consideramos que la reunión de ayer, no puede ser enmarcada estrictamente en el Dialogo Social, ni mucho menos en el tripartismo, por las siguientes razones:
  1. Las personas y organizaciones que participaron en la reunión, fueron elegidas directamente por el Ministerio de Trabajo, dejando fuera otras organizaciones representativas de la Clase Trabajadora Salvadoreña.
  2. Porque las personas y organizaciones convocadas ayer por el gobierno, a través del Ministerio de Trabajo, no nos representan a las organizaciones sindicales, ( 5 Federaciones) afiliadas a la Confederación Nacional de Trabajadores Salvadoreños CNTS, que aglutinamos a 38 sindicatos de trabajadores públicos, autónomos, municipales, judiciales, privados y por cuenta propia.
  3. Que no fueron planteadas las principales demandas de la Clase Trabajadora en la actualidad, y más bien lo que plantearon las personas y organizaciones convocadas por el gobierno fue un endoso de apoyo incondicional al gobierno, lo que puede ser válido, pero no puede representar el sentimiento fiel del movimiento sindical salvadoreño.
  1. Que nuestra Confederación se ha manifestado en favor de la cuarentena y las medidas de contención del virus decretadas por el gobierno para enfrentar la pandemia, ya que consideramos que mientras no exista vacuna, ni tratamiento efectivo en el mundo, el distanciamiento social y la cuarentena domiciliar es la principal arma que tienen nuestros pueblos para evitar el colapso de nuestro precario sistema de salud y por lo tanto salvar vidas principalmente de la Clase Trabajadora. Sin embargo, eso no implica un apoyo incondicional a ninguna patronal, partido político o gobierno de turno.
  1. Que ante la coyuntura salvadoreña actual antes, durante y post-pandemia siempre nos mantendremos fieles a nuestros principios de independencia política y financiera ante partidos políticos, patronales y gobiernos, además de la autonomía sindical en la toma de decisiones y definiciones de nuestro plan de acción en defensa de nuestros derechos conquistados con sangre y lucha históricamente.
  1. Por esta razón hacemos un llamado a la Clase Trabajadora Salvadoreña a estar atentos a las amenazas ya planteadas, principalmente en los acuerdos adquiridos con el Fondo Monetario Internacional de realizar a partir del 2021 un ajuste fiscal que incorporaría disminución del gasto público y aumento de ingresos del Estado, y las declaraciones del Ministro de Hacienda que ha planteado “eliminar grasa del Estado” lo que en concreto significa: eliminación o disminución de subsidios (agua, luz, gas, transporte público), eliminación de beneficios de trabajadores públicos (contratos colectivos, escalafones, etc.), además de aumento de impuestos (en particular aumento del IVA de 13 a 15 puntos), además de la aprobación de la nefasta “Ley de Servicio Público” y el despido de trabajadores del Estado, el incremento a la edad de jubilación y el tiempo de servicio para las pensiones.
  1. Por otro lado hacemos el llamado a los trabajadores por cuenta propia, emprendedores y micro empresarios, sector cooperativo a estar atentos ya que las medidas de reactivación económica no están diseñadas para apoyarles directamente, más bien excluyen a los sectores más vulnerables, al haber sido diseñadas por la ANEP, incorporando como requisitos para los créditos estar inscrito como patrono en el ISSS, o tener categoría A y B en el sistema financiero, lo que es un sueño para muchos sectores de trabajadores por cuenta propia, o microempresarios y emprendedores.
  2. A nuestros compañeros del sector salud, les llamamos a mantener sus exigencias de equipos de protección, el respeto por el escalafón, la estabilidad laboral para miles de trabajadores por contratos fraudes o interinatos, en este momento no podemos ceder nuestras demandas.
  3. A la Clase Trabajadora del sector privado que en este momento está siendo despedida, suspendidos sus contratos, disminuidos sus salarios y prestaciones, aumentando su jornada laboral, sin pago de horas extras, ni prestaciones, a organizar un polo de trabajadores para luchar por nuestros derechos, la situación que viene es crítica y requerirá de nuestra voluntad de lucha, independencia y decisión.
Lea también  Argentina | ¿Las organizaciones obreras y sus direcciones están a la altura de las circunstancias?

En general a las organizaciones sindicales clasistas e independientes, a unir fuerzas y voluntades para las batallas planteadas en defensa de nuestros derechos y conquistas históricas de nuestra clase.

¡Solo el Pueblo, Salva el Pueblo!

¡Cambio de patrono, no es liberación!

¡Gobierno quien gobierne, los derechos se defienden!

¡Por un sindicalismo clasista e independiente!

¡Confederación Nacional de Trabajadores Salvadoreños!

CNTS