Compartir

Participe del I Campamento de Juventud el PT

La situación para la juventud no es alentadora, con cifras de desempleo muy elevadas, poco acceso a la educación y sin promesa de empleo. El sueño de una vida digna es cada vez más inalcanzable.

Por PT-Costa Rica

Miles son excluidos del sistema educativo por razones socioeconómicas y por labores de cuido, especialmente las mujeres. Las opciones de trabajo son limitadas: informales al estilo de Uber o ventas ambulantes, precarizado en servicios y el comercio, súper explotados en los campos y la construcción civil.

Fuera del Valle Central como en zonas costeras es aún peor. El desempleo es mayor que en el promedio del país, los niveles de educación más bajos y la pobreza más alta.

La verdadera causa

El problema es que todo está controlado por los capitalistas, quienes deciden qué se produce y quiénes tienen empleo. Así como deciden el presupuesto del Estado y hasta las leyes, pues los políticos se encargan de representar sus intereses.

Los partidos tradicionales han demostrado que no pueden garantizarnos una mejor vida, ya que sus políticas terminan recortando más nuestras oportunidades. El PAC en el gobierno por ejemplo, no garantiza el 8% del PIB para la educación como lo prometieron hace más de 10 años.

Mientras le quitan plata a la educación y la salud, se destina casi la mitad del presupuesto nacional al pago de la deuda pública y se le perdonan los impuestos a las grandes empresas y políticos corruptos.

Si se dejara de pagar la deuda y se cobrara a los evasores se podría financiar hasta 2 veces más la educación pública, así como se podría invertir en obra para generar empleos: casas baratas, escuelas, hospitales. Si toda la tierra sembrada de piña estuviera en manos campesinas, podríamos producir lo que comemos y más, nadie tendría que pasar hambre.

Lea también  Piñeras de Costa Rica: tres huelgas en menos de una semana en Zona Norte

La juventud debe luchar

El año pasado vimos la huelga más grande en la historia del país. La misma sirvió para expresar el descontento de años y luchar contra una ley que va a empobrecernos aún más. Jóvenes miembros de organizaciones sindicales, así como elementos aislados del movimiento estudiantil fueron de los cientos de miles que se manifestaron, pero no se vieron grandes movimientos de juventud organizada luchando contra el combo fiscal y con sus propias consignas.

Esto a diferencia de la tendencia mundial, donde los jóvenes lideran los movimientos de resistencia, logrando importantes victorias en cuanto a mejoras en su calidad de vida. Tal es el ejemplo de los chalecos Amarillos en Francia, los universitarios que combatieron a Ortega o las jóvenes mujeres que salen en Argentina a pedir aborto libre y gratuito.

Los jóvenes no sólo necesitamos luchar, necesitamos hacerlo bajo un programa revolucionario que les arranque el poder a los capitalistas que deciden todo para sus propios intereses y son quienes nos están privando de un futuro digno. Desde el Partido de los Trabajadores hacemos un llamado a la juventud a organizarse con nosotros bajo un programa socialista, para que seamos los trabajadores y los jóvenes de la clase obrera quienes organicemos la sociedad basada en nuestras principales necesidades.

Asistí a nuestro campamento

Hacemos un llamado a toda la juventud que ha participado de las recientes luchas, contra el combo fiscal, en defensa del presupuesto de las universidades, en huelgas del sector privado. Nuestro programa debe ser construido de la experiencia de las luchas y queremos incorporar las ideas de muchas y muchos luchadores jóvenes.

Lea también  Costa Rica: por una huelga general contra la implementación del Plan Fiscal

Este 16 y 17 de marzo, realizaremos nuestro I Campamento de Juventud, con la tarea de comenzar a organizarnos bajo un programa revolucionario.

Queremos compartir un espacio de esparcimiento y convivencia entre jóvenes donde además podamos tener discusión de la realidad que vivimos en el país y el mundo,  donde abordemos las salidas socialistas a los problemas que enfrentamos y la urgente construir un partido revolucionario para salir a luchar.