Compartir

Comunicado de prensa del Partido de Alternativa Comunista

El viernes 21 de setiembre, luego de la participación en la manifestación antirracista de Bari, un compañero de Alternativa Comunista, Giacomo Petrelli, fue violentamente agredido y herido con barras de hierro, cadenas y correas de un grupo fascista de Casapound. Nuestro compañero sufrió lesiones craneales y fue llevado a una sala de emergencia, donde permanecerá más de diez días para un diagnóstico. Además de él, hirieron gravemente a otro compañero de Refundación Comunista y a varios otros que también fueron atacados.

El Partido de Alternativa Comunista, al expresar solidaridad con todos los compañeros agredidos, denuncia este grave hecho. Se trata de una agresión fascista que demuestra adónde puede conducir la propaganda de odio racista y de intolerancia fomentada por los representantes del gobierno, entre ellos el ministro del Interior Salvini: los grupos fascistas se sienten legitimados para llevar adelante acciones de este tipo y hasta de atacar físicamente a los antirracistas que van a la plaza a reafirmar los valores de tolerancia y hospitalidad.

Hacemos un llamado a la organización de la autodefensa de las manifestaciones, y a las direcciones antirracistas, de los piquetes de huelga y de las comunidades de inmigrantes. ¡La violencia fascista no pasará!

Partido de Alternativa Comunista

Lea también  En la lucha para derrotar a Bolsonaro, construir una alternativa política de nuestra clase para gobernar el país