Compartir

Entre el 24 y 2l 30 de julio ocurrió el Noveno Congreso del PSTU Brasil en Jacareí – San Pablo. Fueron días de intensos trabajos, en los que las discusiones y votaciones se combinaron con trabajos en comisiones. Además de las votaciones de los documentos presentados, fue dedicado un tiempo a la votación de resoluciones, parte de ellas construidas por los delegados y delegadas durante el período del Congreso.

Por: PSTU – Brasil

Hubo la participación de una expresiva delegación internacional de partidos de la Liga Internacional de los Trabajadores – Cuarta Internacional (LIT-CI), de Argentina, Honduras, Italia, Costa Rica, Colombia. Los trabajos comenzaron por el debate sobre situación internacional, con énfasis en la situación latinoamericana y la crisis venezolana.

El debate sobre situación nacional estuvo marcado por la comprensión de la naturaleza de la crisis que vive el Brasil, el balance de las recientes movilizaciones de los trabajadores contra Temer, y las perspectivas de continuidad de la lucha contra las reformas.

Fue un punto vivo, marcado por la experiencia concreta de los delegados en la organización de la huelga general y en la construcción de los comités en barrios, lugares de trabajo y escuelas, en la lucha por tener a los obreros y el pueblo en el poder. Se reflejó, incluso, en la discusión sobre cómo la profundización de la crisis capitalista alcanza a los sectores oprimidos, el pueblo negro, los LGBTs y las mujeres.

Uno de los puntos más importantes fue la abertura del debate sobre actualización del programa del partido. Las profundas transformaciones en la realidad mundial y brasileña desde que votamos el programa del partido en su fundación (1994) nos plantea este importante desafío. Fue apreciado un primer texto, que fue votado como base para seguir la discusión; el texto será publicado en la revista Marxismo Vivo junto con otras contribuciones sobre el tema.

El Congreso expresó un partido vivo, fortalecido políticamente, tanto por su intervención en la lucha de los trabajadores como por el balance de la lucha en la construcción de una alternativa independiente que no capitule a ninguno de los sectores burgueses que intentan reeditar los gobiernos de conciliación de clases del PT.

Después de varios meses de discusión en núcleos y plenarios, el Congreso es la expresión máxima de nuestra democracia, votando las directrices que centralizarán nuestra intervención el próximo año, eligiendo una dirección para ponerla en práctica.

Salimos más fuertes y convencidos de la necesidad de la construcción de una herramienta de lucha contra la barbarie capitalista y por la revolución socialista brasileña y mundial.

¡Venga para el PSTU!

Traducción: Natalia Estrada.