El 12 de setiembre se convirtió en un importante día de manifestaciones en solidaridad con los refugiados que llegan a Europa huyendo de países en guerra, como Siria, o asolados por el hambre y la miseria. Decenas de miles de personas participaron en concentraciones en Londres, Copenhague, Viena, Budapest y distintas ciudades del estado español, como Madrid, Barcelona, Sevilla y Málaga.

Por: Página Roja – Estado español

En Dinamarca, más de 30.000 personas salieron a las calles para expresar su deseo de ayudar a las personas que llegan al país. En Viena el número de participantes rondaba las 5.000 personas. En Londres más de 10.000 se juntaron en la Plaza del Parlamento para exigir que su gobierno reciba un número mayor de refugiados. En Budapest centenas de personas se reunieron en la estación central de la ciudad.

En el Estado español las dos actividades más expresivas tuvieron lugar en Madrid y Barcelona que contaron con la participación de 7.000 y 1.000 respectivamente. Corriente Roja (CR) convocó y participó en las manifestaciones en Madrid, Barcelona y Sevilla.

Las demostraciones de solidaridad también ocurrieron en Estados Unidos y Canadá. En Brasil y otros países de América Latina también hay actos confirmados para los próximos días.

Las protestas ocurren en un momento en que la UE vive una crisis con la entrada de los refugiados. La reunión de los ministros para “buscar una solución” fracasó, como era de esperarse, una vez que la respuesta de la UE es únicamente aumentar la represión y recibir una ínfima parte de los solicitantes de asilo.

Hungría ha empezado hoy a aplicar las nuevas medidas punitivas a las personas que entran “sin autorización” al país. Otros países como Dinamarca, Suecia, Polonia y Alemania imponen restricciones en sus fronteras.

Frente a la hipocresía de la UE y de los gobiernos, organicemos la solidaridad.

Lea este y otros artículos relacionados en: www.corrienteroja.net