El pasado viernes 20 de enero se dio [en EEUU] la toma del poder por parte del nuevo presidente electo Donald Trump, las protestas en diferentes ciudades del país y especialmente en Washington D.C. también se hicieron presentes. En Los Angeles se desarrollaron varias marchas que terminaron frente a la alcaldía. Corriente Obrera participó con una coalición de diferentes grupos que partieron desde el consulado mexicano.

Reporte de Corriente Obrera, grupo simpatizante de la LIT-CI en los Estados Unidos

El evento estuvo marcado por mucho entusiasmo y energía, discursos y cantos contra los planes de gobierno de DT, se celebró bajo una intensa lluvia que terminó limitando el nivel de aistencia; aún así, un nutrido grupo se hizo presente y cuando confluimos en la alcaldía había aproximadamente 5.000 asistentes. Habia jóvenes blancos, latinos , organizaciones sindicales y estudiantiles, grupos en defensa de los inmigrantes y sus luchas, y muchos cánticos contra Trump y sus proyectos racistas. La lluvia indiscutiblemente fue un factor que determinó la baja asistencia .

Sábado 21 de Enero, Marcha de las mujeres

Se ha venido planificando por un tiempo el desarrollo de una mega marcha en Washington DC, dirigida y organizada por grupos feministas que trabajaron organizando caravanas desde diferentes puntos del país, con el objetivo de llevar un millón de mujeres a tal marcha. Quizá no llego al millón en Washington, pero a través de todo el país decenas de miles de mujeres y sus aliados inundaron las principales avenidas de decenas de ciudades. En California se dieron marchas en Los Angeles, San Francisco, San Diego, Oakland, Long Beach, Santa Ana, San Bernardino, Riverside . Destacamos especialmente el evento de Los Angeles porque sobrepasó todas las expectativas de los organizadores, y en realidad de todo el mundo. Los medios burgueses dicen que 750 mil personas asistieron, la policía de Los Angeles pone la cifra en 100 mil, en todo caso era una cosa increíble. Haciendo un pequeño recorrido a nivel nacional tendremos una visión un poco más clara del acontecimiento. Hubo movilizaciones en New York, Washington, Chicago, Dallas Texas, Seattle, Boston, Austin Texas, Denver, Little Rock, Saint Louis, Indianapolis, Saint Paul, Nashville, Atlanta, Phoenix, y estamos seguros de que se nos escapan muchas más.

En números: NY 200 000, Washington 500 000, Chicago 250 000, Los Angeles 750 000, solo por mencionar algunas cifras. La jornada tuvo características nacionales y expresiones increíbles. Sabemos también de los eventos internacionales y estamos seguros que ustedes ya están enterados, por eso este breve reporte solo pretende informar grosso modo lo que pasó en Estados Unidos.

Nos gustaría meternos un poquito más con lo que pasó en Los Angeles, en tanto que algunos de nosotros atendimos más de cerca tal evento. Los organizadores ya han comentado que rebasó toda expectativa; los organizadores principales son del partido demócrata, el plan era concentrarse en el parque Pershing Square y de allí marchar hacia la alcaldía, pero la asistencia fue tal que el espacio en el que se pretendía marchar fue inundado por la masiva asistencia. Salió la clase media blanca de Los Angeles y ciudades cercanas con sus familias, muchas mujeres jóvenes blancas e igualmente mucha juventud latina, cabe enfatizar que la asistencia afroamericana no estuvo representada de acuerdo con su proporción poblacional. En los alrededores del evento principal se desarrollaron actividades impulsadas por grupos comunitarios que no necesariamente acordaban con el evento principal.

Sin duda, en la historia de Estados Unidos habrá un antes y un después de Trump, y de igual modo habrá un antes del día de la marcha de las mujeres y un después en proceso de resistencia al gobierno Trump. El ambiente parecía mas bien de una feria, con la gente expresando en sus carteles sus puntos de vista, reinó la fraternidad, la solidaridad, y la bronca contra Trump y su plan de gobierno.

Las actividades que comenzaron a eso de las 9 am terminaron alrededor de las 7 pm. El optimismo, entusiasmo, alegría fue palpable en las caras de todos. Donald Trump es un productor de milagros y ha logrado con su odio comenzar el proceso de movilización de un importante sector de la población.

Enero 23, 2017

P.D. En repuesta al ataque contra la comunidad musulmana (restricción de vuelos que Trump anunciara el miércoles 25) hubo una protesta organizada en el edificio federal de la ciudad de Westwood la noche del 24. En la universidad publica UCLA se espera una marcha en apoyo a estudiantes latinos e internacionales, ya que se esperan restricciones contra estos programas y estudiantes, además de múltiples eventos comunitarios a través de la semana en universidades, espacios públicos culturales y de grupos de izquierda, incluida la coalición con la que participamos el 20 de Enero.